Problemas con la Pareja… Causas Comunes

 Vivimos en un mundo complejo, un mundo de numerosas relaciones reciprocas. La mayoría de las personas interaccionan a diario con sus conyugues, hijos, colegas, vecinos y, así, con muchas otras personas que aportan todo lo que se necesita en la vida cotidiana. Los seres humanos, en algún punto de sus vidas, llegan a tener una relación intima con una pareja. De hecho esto se convierte, para muchos, en uno de los objetivos más importantes de su desarrollo. Sin embargo, la relación de pareja lejos de ser una interacción sencilla, es una de las conexiones que dependen de más variables que ninguna otra.

 

 En Problemas con la pareja: Causas comunes

Abordaremos los problemas  más comunes que se su citan en la pareja: LA COMUNICACIÓN, LA RUTINA, LOS HIJOS, LA FALTA DE UN TRABAJO, CELOS, INFIDELIDAD, VIOLENCIA INTRAFAMILIAR, LAS ADICCIONES, RELACIONES SEXUALES.

El establecimiento de una pareja conlleva a desarrollar una intimidad, que es la base de lazos emocionales duraderos y satisfactorios, que conlleva a un sentimiento de cercanía en las relaciones amorosas; el sentimiento de unión hacia la otra persona.

La elección de pareja está motivada, por los esfuerzos de cada miembro por obtener el mejor trato posible. Después de observar una serie de factores, se consideran las ventajas e inconvenientes de la relación, así como también, se valora su funcionamiento a futuro. La valoración de la relación se presenta dentro del marco del cortejo, que comprende los siguientes aspectos:

 

ETAPA DE ESTIMULO

El hombre y la mujer se ven por primera vez, formándose  juicios sobre la apariencia y características sociales del otro. En esta fase se da la atracción física. Si esta evaluación es positiva se avanza hacia un nivel superior.

ETAPA DEL CORTEJO

 Conlleva al establecimiento de conversaciones por parte de la pareja  sobre intereses actitudes creencias y necesidades. Aquí la pareja se llega a conocer de una forma más profunda. Si existe una gran afinidad entre ambos, la posibilidad de que se dé entre ellos una relación estable, es muy grande. Es recomendable que la pareja mantenga esta fase durante un buen periodo de tiempo, para así, conocerse mejor.

ETAPA DE LA ACEPTACIÓN

Aquí se da por iniciada una relación seria y estable, donde la pareja empieza a compartir situaciones más intimas, con el fin de llegar a conocer aun más a su par.

ETAPA DE LAS FUNCIONES

 La pareja determina si existe o no compatibilidad en la relación para el matrimonio u otro tipo de relación.

 

La formación de una pareja comprende el desarrollo de una nueva estructura, basada en un proceso de conocimiento mutuo. En la pareja, existen aspectos profundos propios de la relación y, estos, son los que en muchas ocasiones generan problemas graves, derivados del  desacuerdo y en la manera de percibir la relación.

Los problemas con la pareja, usualmente, están íntimamente ligados a acontecimientos que resultan piezas claves para el deterioro de la relación. Entre las causas más comunes están:

LA COMUNICACIÓN

La mala comunicación en la pareja, arrastra una ola de conflictos que  conllevan al desgaste  de la relación. Puede ser que no exista mala intención en las palabras y actitudes, que presenta algunos de los miembros de la pareja. Pero si puede existir, una interpretación distorsionada de parte del que recibe las palabras o actitudes. Esto se debe a que ambos se encuentran a la defensiva, esperando siempre un ataque el uno al otro, especialmente si su historial de comunicación es muy pobre. En la mayoría de las situaciones no se hablan de los conflictos en el momento. Esto hace que los sentimientos se repriman, generando acumulación de quejas y sentimientos negativos, que se suscitan en discusiones donde aflora la agresividad en los miembros, deteriorando la comunicación.

RUTINA

 Constituye  uno de los problemas más comunes. La falta de interés que se presenta al hablar de las mismas cosas (trabajo,  cuido de los hijos, cuentas que saldar, etc.), así como también, hacer las mismas cosas en todos los aspectos (entretención, vida sexual, etc.). El ser humano es un ser de costumbres y todos deseamos tener algún grado de certeza en nuestras vidas. Sin embargo, casarse con la rutina puede ser un  grave error en la pareja.

LA FALTA DE UN TRABAJO

 El  trabajo representa la satisfacción plena a las necesidades del hogar. Si solo trabaja uno de los dos, con el tiempo, la otra parte siente que no satisface a plenitud sus ambiciones a nivel individual. Las relaciones interpersonales se debilitan poco a poco y los problemas de pareja se incrementan, debido a la insatisfacción del cumplimiento  en el hogar. 

CELOS

 Sentimiento doloroso presente en cualquier relación de pareja, provocado por el temor a ser desposeído del afecto del ser amado, por la presencia de una tercera persona. Los celos son una emoción normal, en cuanto a que todos somos capaces de sentirlos. Sin embargo, si la persona que los sufre posee una baja autoestima y tendencias obsesivas, ciertamente los celos se pueden volver patológicos y, muchas veces, infundados por situaciones que en la realidad no implican ninguna infidelidad o perdida de afecto por parte de la pareja.

INFIDELIDAD

 La infidelidad constituye, en muchas ocasiones, el inicio de la fragmentación en la relación. En numerosas ocasiones ocurre esto, luego de que han habido desacuerdos no resueltos, desde hace ya hace algún tiempo.

VIOLENCIA INTRAFAMILIAR

 Vivimos en un sistema sociocultural en que la violencia es minimizada, invisibilizada y justificada. Ya sea esta física, psicológica, sexual o económica, de alguna manera, la violencia, logra escabullirse en el seno familiar como una enfermedad y, a los ojos de quienes la viven en carne propia, se convierte en algo natural. Un problema bastante común es IMPONER AUTORIDAD un miembro de la pareja toma el rol de  autoridad, cuando el sometido se rebela contra los abusos  surgen los conflictos.

LAS ADICCIONES

 Cuando una de las partes se sumerge en la adicción, la pareja sufre cambios repentinos de estados de ánimo, haciéndose frecuente las constantes agresiones verbales, físicas y psicológicas. El consumo de las sustancias, afecta la estabilidad en la conducta del que la consume, trayendo consigo posibles conflictos con la pareja.

RELACIONES SEXUALES

 Constituyen la satisfacción plena a las necesidades fisiológicas de la pareja. Cuando la pareja pasa por problemas maritales, se da la lucha de poder del uno sobre el otro, ocasionando  daños irreversibles en la conducta sexual de ambos.

LOS HIJOS

Representan una necesidad importante en la relación, en donde cada padre es puesto a prueba. Cuando los problemas relacionados con el hijo se presentan, se da la confrontación entre los padres, al intentar imponer su punto de vista. Si no llega a un acuerdo, la situación se puede convertir en un caos.

Las consecuencias del Divorcio, normalmente son peores de lo que esperaba la pareja; Afectando así  en aspectos como: salud,  felicidad, autoestima, interacción social, etc. Estos efectos tienden a influir más drásticamente mientras mayor haya sido el tiempo de convivencia.

 

Existen dos motivos para sufrir problemas no anticipatorios

 

1-Antes la ruptura, los componentes de una pareja infeliz están generalmente tan centrados en lo que le falta a su relación, que no se dan cuenta de las necesidades que tienen cubiertas.

2-Incluso en las relaciones problemáticas, la dependencia emocional se hace inevitablemente más profunda.

En el primer año del divorcio algunos ex conyugues sienten más rabia y amargura hacia el otro, que durante los últimos meses del matrimonio, lo cual está asociado al sistema legal que fomenta la disputa sobre la pensión alimenticia, la división de la propiedad y otros detalles de la separación.

Otro problema de ajuste es el círculo social de los ex esposos. Este se reduce durante el primer año, ya que los amigos y parientes políticos, encuentran difícil mantener las buenas relaciones con la o el ex. Esto conlleva a la perdida, no solo de amistades, sino de un soporte vital en un momento de alta vulnerabilidad.

Cuando la pareja está siendo amenazada por diferentes causas, se suscitan a trastornos emocionales como:

 

1-Depresión

2-Alteración del apetito

3-Cambio de peso

4-Problemas de sueño

5-Perdida de energía

6-Sentimientos de culpa

7-Problemas de concentración

8-Intentos de suicidio.

Los problemas con la pareja se incrementan, a medida que la situación se vuelve incontrolable para ambas partes.

 

CONCLUSIÓN:

Cuando se toma la decisión de vivir en pareja, hay que aceptar los cambios del uno y del otro. El asimilar cada situación va a depender de la madurez y aceptación de ambos. Los problemas son parte de la vida misma y antes de ser vistas como obstáculos, deben de ser vista como una oportunidad para mejorar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *